Siempre hemos escuchado de las tarjetas de crédito; pero la verdad es que nadie nos las ha explicado y al final no estamos seguros de cómo funcionan y no acabamos de entenderlas. Es momento de ponerle un alto a ese miedo, en NanoPay te explicamos la manera más práctica y fácil de tener una tarjeta de crédito sin complicarte con términos o procesos enredados. 

Te demostramos que es posible lograr un equilibrio financiero sin sufrir cada mes con deudas que parecen interminables.

Lo primero que tienes que recordar es que una tarjeta de crédito no es una cadena, al contrario, es una herramienta que te puede ayudar a realizar compras sin la necesidad de depender del efectivo o del dinero con el que cuentas en el momento.

Un punto importante es, aunque parezca básico, la necesidad de comprender qué son y cómo funcionan las tarjetas. Ya que muchos piensan que son un préstamo o  una extensión de su salario, lo cual es un error. Al final siempre se termina pagando las compras y el no hacerlo a tiempo trae consigo el pago de intereses que poco a poco terminan incrementando la suma a pagar.

Te puede interesar: ¿Cómo funcionan las tarjetas de crédito? – BLOG NanoPay

Es por eso que te presentamos 5 consejos para manejar bien tu tarjeta y evitar contratiempos:

1. Realiza los pagos que tienes que efectuar a tiempo: No compres por impulso. Tienes que considerar tus ingresos y el monto mínimo que deberás pagar por tus compras. Lo ideal es siempre pagar más del monto mínimo y a tiempo para terminar de liquidar lo que se debe sin tener que pagar de más. 

2. Consulta la opción que más se adapte a tu perfil:  Hoy en día existe una variedad de tarjetas con diversas facilidades y líneas de crédito. Por eso la clave es encontrar una con la que puedas equilibrar tus ingresos y tus compras. Si buscas tu primera tarjeta busca una que no pida historial crediticio, anualidad o grandes comisiones que en lugar de que te hagan tener una buena experiencia te termine dando un dolor de cabeza.

3. No excedas tu capacidad de pago: Aunque una tarjeta de crédito te permite acceder a cifras monetarias que probablemente no tienes en el momento y eso te hace creer que los pagos son algo de lo que se tiene que preocupar tu yo del futuro, la verdad es otra. Recuerda siempre hacer compras que no excedan el  20% de tus ingresos ya que esto te permitirá realizar tus pagos a tiempo y evitará que te sumerjas en tus deudas. Incluso podrías llegar a tener una deuda que corresponda al 30% de tus ingresos, pero más no, sería entrar en un terreno peligroso.

4. Conviértete en un totalero: ¿Qué significa ser un totalero? Pagar tus deudas en su totalidad, dile adiós al pago mínimo que siempre te va generar intereses. El que pagues de esta forma ayudará significativamente a liquidar tus deudas a tiempo y podrás disfrutar de mejor manera de tu tarjeta.

5. Aprovecha al máximo los beneficios de tu tarjeta: Varias instituciones financieras ofrecen beneficios como puntos, meses sin intereses, etc. Cuando estés en búsqueda de una tarjeta nunca olvides comparar opciones y observar cuál te solicita menos requisitos como anualidad y comisiones. Siempre es una gran noticia encontrar una opción que no te solicite tanto monetariamente y que al contrario, te dé beneficios por tenerla. 

Bonus: Aunque no lo creas puedes “jugar” con los tiempos de corte y de pago. Un ciclo consta de 30 días, pero tienes 20 días para pagar después de tu fecha de corte así que, si juegas bien tus cartas es posible que realices tu compra un día después de tu fecha de corte para que tengas más días para pagar, incluso podrías llegar a tener hasta 50 días para realizar tu pago. 


Es momento de quitarte esos miedos alrededor de las tarjetas de crédito y de descubrir el mundo de oportunidades que puedes tener a la mano con tu próxima tarjeta. No olvides considerar a NanoPay como una de tus opciones, es una gran alternativa si quieres disfrutar de tus compras y no sufrir por ellas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *